Datanálisis: MCM y Capriles lideran respaldo opositor pero con un rechazo que supera el 57%

@DolarToday / Aug 11, 2022 @ 1:00 pm

Datanálisis: MCM y Capriles lideran respaldo opositor pero con un rechazo que supera el 57%

El presidente de Datanálisis, Luis Vicente León, presentó este miércoles los resultados de la última encuesta Ómnibus en la que Manuel Rosales, María Corina Machado y Henrique Capriles aparecen con el más alto nivel de aceptación en el mundo opositor (27% para Rosales, 21.5% para MCM y 16.7% para Capriles pero con niveles de rechazo de 57%, 65%, y 72,8%).

ND

También presentó una nueva categoría de candidatos, los “insiders” – actores políticos que no tienen una presencia nacional, pero que sí han tenido presencia política a nivel regional, son gobernadores, alcalde. De ese grupo quienes lideran son Rafael Lacava por el chavismo y Carlos Ocariz por la oposición.

En entrevista telefónica concedida a ND, LVL subrayó que el gobernador chavista del estado Carabobo y el ex alcalde del municipio Sucre figuran como candidatos «insiders». Lacava tiene 40,3% de respaldo y 40% de rechazo, mientras que Ocariz es el líder opositor que tiene menos nivel de rechazo, 54%, pese a que tiene 12% de aceptación.

«La gente normalmente habla de candidatos outsiders, buscándolos por fuera, que no tengan nada que ver con la política, que sean empresarios, artistas, comediantes, pero lo que en realidad suele ocurrir es que aparecen en la escena los insiders que son actores políticos que no tienen una presencia nacional, pero que sí han tenido presencia política. Son gobernadores, alcaldes, o sea, los líderes que han tenido batallas regionales, que tienen cosas que mostrar y que empiecen a presentarse o a perfilarse como alternativas al proceso político».

En palabras de LVL, esto no quiere decir que sean estos insiders quienes resulten electos en una eventual elección presidencial, pero sí tienen altas probabilidades de crecimiento, ya que la población busca actores nuevos, renovación, rescatar o reconstruir la esperanza y esto es difícil lograrlo con actores clásicos.

«¿Qué tienen de ventaja los insiders? Que cuando presentas un líder regional que de alguna manera es nuevo, se presenta como una alternativa diferente y que tiene una cosa distinta que mostrar. Es ahí donde está la posibilidad de que alguien haga clic. Yo no sé quién lo va a hacer, pero es lo vemos en un Ocariz que sale al ruedo, que intenta poner algo fresco, que se conecta con su gestión de Petare que fue una gestión muy bien evaluada en su momento. Pero también lo podríamos ver en un Juan Pablo Guanipa, que podría estar tratando de rescatar lo que fue su éxito en el Zulia, que vendería la idea ética de que él no cedió a las presiones del gobierno para juramentarse, etcétera, pero también competiría con la gente que dice y pa´ que te voy a volver a apoyar si después no te vas a juramentar».

Otro hallazgo de la Ómnibus es que el sector empresarial se ubica en la primera posición de evaluación institucional, con más de 60% positiva, seguido por la iglesia y los medios de comunicación, y esto «no es nada raro», asumió ya que el venezolano quiere trabajar, emprender, producir y los empresarios representan esta idea, más que ningún otro sector del país.

«En una población llena de problemas, esta se voltea al sector privado que es muestra de trabajo, de abastecimiento y empleo. Eso es exactamente lo que la gente quiere. Quiere trabajo, quiere conseguir productos, quiere que haya inversión, que haya la posibilidad de mantener la normalidad, de rescatarlo y el sector empresarial que ha hecho una gestión súper interesante de visita por el país, de propuestas nacionales, etcétera, está sin duda en lo que llamamos el top of mind, o sea, en la mente de la población como un aliado», enfatizó, sin embargo, aclaró que eso no quiere decir que un empresario se lance y gana las elecciones, sino que la población confía en el sector privado.

A continuación la ntrevista:

Este martes usted presentó algunos de los hallazgos más relevantes de la encuesta Ómnibus. ¿Cuáles son los líderes del oficialismo y la oposición que tienen menos rechazo?

– Los rechazos y las aprobaciones hay que mirarlas desde el punto de vista aceptación. Tenemos a Manuel Rosales en una primera posición con alrededor de 27% popularidad y con rechazo de 57%. Todos los líderes políticos en Venezuela tienen cargas de rechazo importantes porque la gente tiene ciertas frustraciones por lo que ha ocurrido en el proceso político venezolano. Pero es relevante que Rosales tenga 27%, de aceptación, fundamentalmente por la elección reciente como gobernador donde metió medio millón de votos. Rosales es muy popular en el Zulia y en occidente, pero le falta popularidad en el resto del país.

– En la segunda posición vamos a conseguir a María Corina Machado con un 21,5% de aceptación pero con 65% de rechazo, lo que indica que acumula su aceptación en la cola más radical, en los que sienten que hay que hacer una lucha dura, estos se conectan con su discurso que ha sido muy consistente. Luego, tienes a Capriles en la tercera posición de la oposición con un 16,7% y también con un nivel de rechazo elevado de 72,8%. Este nivel de rechazo es la bola de nieve que se creó luego de la derrota en la campaña presidencial de 2012 y que todavía le afecta. Pero Capriles es parte de una oferta moderada.

– Después, tenemos a los insiders. La gente normalmente habla de candidatos outsiders, aquellos que están fuera de la política, que son empresarios, artistas, comediantes. Pero, en realidad lo que suele ocurrir es que aparecen en escena los insiders que son actores políticos que no tienen una presencia nacional, pero que sí han tenido presencia política a nivel regional, son gobernadores, alcaldes. Son líderes que han tenido batallas regionales, que tienen cosas que mostrar y que empiezan a presentarse o a perfilarse como alternativas al proceso político.

– En la oposición tienes varios actores que están intentando de alguna manera irrumpir en la política nacional, tenemos al primero de ellos que es Carlos Ocariz, el ex alcalde de Petare que si bien tiene 12 % de aceptación, que es todavía un nivel bajo, tiene solo 54% de rechazo por lo que se convierte en el líder político con el rechazo más bajo de la lista.

– También está Juan Pablo Guanipa, Gustavo Duque en el caso de Fuerza Vecinal, Antonio ECarri, etcétera, que son actores que están buscando apelar ese proceso.

– Ahora, nos vamos al chavismo donde por excelencia el líder clásico es Maduro que tiene 27,3% de aceptación pero con un rechazo de 68%. Pero el chavismo también tiene un insider muy importante que es Rafael Lacava. El gobernador de Carabobo es el líder más popular del país con 40,3% de respaldo popular y apenas 40% de rechazo.

– Lacava es un líder insider, pese a que no es el clásico líder nacional que compite por una presidencia. Lacava no está compitiendo porque Lacava es un hombre cercano a Maduro y no lo va a retar de ninguna manera, pero si es importante explorarlo porque es un líder que aparece con alto nivel de aceptación porque es distinto, tiene un discurso diferente, más desenfadado pro-empresarial, un discurso más moderno en el marco de los rostros chavistas y eso lo hace destacar incluso dentro de los segmentos independientes.

¿Algunos de ellos tiene oportunidad de crecimiento para perfilarse como candidato presidencial de aquí a 2024?

– Sin duda, yo no estoy diciendo que vaya a ocurrir, pero hay posibilidades, sin ninguna duda ¿Por qué? Porque justamente lo que la población está buscando son actores nuevos, busca renovación, rescatar o reconstruir la esperanza y eso es muy difícil hacerlo con los actores clásicos, o sea con los actores que siempre han estado en el plano nacional.

– ¿Qué tienen de ventaja los insiders? Que de alguna manera se presenta como una alternativa diferente, que tiene una cosa distinta que mostrar y ahí es donde están las posibilidades de que alguien haga clic. Yo no sé quién lo va a hacer, ni sé si los que están sobre la mesa tienen intenciones de ser candidatos, pero es lo que vemos cuando Ocariz sale al ruedo, trata de mostrar algo fresco, al conectarse con su gestión de Petare que fue una gestión muy bien evaluada en su momento. Busca rescatar el liderazgo desde una visión diferente a las visiones nacionales.

– Pero eso mismo lo puede tener quizás Juan Pablo Guanipa, tratando de rescatar lo que fue su éxito en el Zulia y que por supuesto, tratará de vender la idea ética de que él no cedió a las presiones del gobierno para juramentarse. Aunque también competirá con la gente que dice y pa´ que te voy a volver a apoyar, si después no te vas a juramentar.

– También hay actores como Antonio Ecarri que dice que representa a los independientes o actores como Gustavo Duque, el alcalde de Chacao que proviene de Fuerza Vecinal que es más nueva pero que ha sido muy exitoso pese a que no está dentro de la Plataforma Unitaria y goza de gran apoyo popular.

– Todos esos elementos van a ser importantes en el momento de los insiders, pero también está la posibilidad del outsider, que aparezca un actor completamente distinto a la política que provenga del sector empresarial o del sector artístico, de las universidades. Podría ser un actor que irrumpa con elementos totalmente novedosos y libres de cualquier historia política. Podría ser interesante.

De los líderes de oposición, ¿quién es el que más conexión tiene con la gente? ¿Quién busca recuperar esa conexión entre el liderazgo y el ciudadano?

– Todos tienen problemas de conexión, vamos a estar claros. No hay ningún líder en Venezuela, distinto a Lacava que tiene 40% de conexión. ¿Qué quiere decir? Que todos tienen un gran reto, pero los que perfilan en este sentido son Manuel Rosales, MCM, Capriles y Ocariz, y ellos siempre van a tener mayor margen de crecimiento

Usted dijo que el acuerdo y la negociación dirigidos a resolver problemas sociales, humanitarios y económicos tienen 70% de respaldo. ¿Esto se manifestó en el chavismo y la oposición? ¿O solo en la oposición?

– El país completo. El país quiere negociación, quiere acuerdos para resolver sus problemas. Pese a que la economía ha tenido algún repunte con respecto a la crisis más perversa de 2018, eso no significa que se haya recuperad por completo. Entre 2013 y 2021, la producción cayó 75% y por mucho que se haya recuperado, sigue siendo muy baja y eso es lo que genera que haya un montón de problemas: eléctricos, de salud, educativos, en fin, problemas de todo tipo.

— Por eso es natural que la población privilegie la solución de sus problemas por encima de cualquier cosa que pueda resultar más un interés del sector político. No quiere decir que la población no quiere resolver problemas políticos, pero sí quiere decir que la población quiere privilegiar la solución de los problemas de vida, porque esos son problemas urgentes que él requiere atender.

El sector empresarial ocupa la primera posición de evaluación. ¿Por qué?

– Sí, esto es importante porque si bien los líderes tienen problemas de conexión, cuando le preguntas a la gente cuál es el sector que genera más confianza, es el que más se conecta con los deseos y necesidades de la población. Y en la primera posición, los ciudadanos ubican el sector privado de la economía con más de 60% de respaldo.

– El sector empresarial ha enviado un mensaje de confianza, de acción, de esperanza a la gente y eso también es perfectamente normal porque en una población llena de problemas, la gente se voltea al sector privado porque es muestra de trabajo, de abastecimiento y empleo y es eso lo que la gente quiere. El venezolano quiere trabajo, quiere conseguir productos, quiere que haya inversión, quiere tener la posibilidad de mantener la normalidad.

– El sector empresarial viene haciendo una gestión súper interesante de visitas por el país, de propuestas nacionales, etcétera, y está en lo que llamamos el top of mind, o sea, en la mente de la población como un aliado.

– Eso no quiere decir que un empresario se lance y gana las elecciones, eso no es lo que estamos diciendo. Estamos diciendo que la población confía en el sector privado, luego aparece la iglesia y también aparecen los medios de comunicación. Pero hay que dejar claro que ese sector empresarial logra confianza y cuando le preguntas a la gente qué desea de un gobierno, te responden que quieren negociación, apertura económica, rescate de la inversión, promoción del empleo público y privado, quieren una economía moderna y no de subsidio ni de limosnas, primitiva-

– Ese discurso de que el venezolano lo que quiere es que le regalen cosas, que le tiren algo, no es lo que está buscando la población, sino que está buscando una economía pujante, donde se consiga empleo, desarrollar emprendimientos, proyectos, y donde sus hijos tengan un futuro posible. Eso es lo que buscan y el sector empresarial representa mucho más eso que cualquier otro sector del país.

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*